Blogia
Solidaridad Internacionalista de Bigastro

Sistema corrupto

 

“Invertir en Bolsa es asumir es asumir un riesgo que no se ha valorado” dice Juan Torres López (Catedrático de Economía) en Rebelión, sobretodo si el dinero proviene de las arcas del Estado. Y como todos sabemos las Bolsas se hunden y sumergen al sistema financiero capitalista en un caos al haber comprado papel sin vínculo con la actividad productiva o en su defecto haber invertido sobreexplotando el sector inmobiliario: la especulación.

     En el 2007 el gobierno neoliberal de Zapatero anunció que una parte de los fondos de la Seguridad Social que estarían dedicados a pagar pensiones se invertiría en Bolsa alimentando la especulación con el dinero público y quiero recordar que contó con CCOO-UGT, la patronal y el Ministerio de Trabajo.(Los amiguetes, aunque luego cada cual haga su papel).

     Este progresismo hacia el vacío abanderado por el PSOE nos está llevando al empacho de la supuesta izquierda que jamás ha gobernado este país. Nos quieren hacer creer que el malo de la película-crisis es el ganster americano-bush, mientras adornan el sistema capitalista, haciéndonos confiar en su control; el control... Ellos no tienen ninguno para poner sus sucias manos en los ahorros de todos los trabajadores y pensionistas, hipotecando el futuro de nuestros hijos. Estos administradores del capitalismo entregan nuestro dinero a los banqueros mientras la fila de parados se dispara superando los dos millones y medio y la pobreza avanza, amplificando su síntoma destructivo y criminal en los países más pobres. La miseria se extiende por Europa mientras sus gobernantes vacían las arcas para entregárselas a los banqueros, esos salvadores, verdaderos asesinos de guante blanco. Se han socializado las pérdidas, sí, pero solo entre la clase obrera y se han privatizado los beneficios proporcionalmente al saqueo criminal ejecutado por los gobiernos ¿democráticos?jajajaja.

     Estos gobernantes son unos sinvergüenzas y aquí no se escapa ningún político profesional. Ninguno. Tienen la suerte de contar con un adormecimiento de la población producido por el empacho de medios tóxicos, telebasura formativa, que han adulterado la concienciación de la clase obrera, única paciente de esta crisis capitalista. Si este pueblo despertase de su hipnosis no quedaría ninguno de los politiqueros que hay en sus puestos, ni por su puesto esta monarquía que se sube el sueldo multimillonario mientras el pueblo sufre un paro masivo. Pero ¡cuidado!, cuando eso ocurra, tendremos la policía y el ejército, maravillosos ambos, recordándonos a quienes protegen.

 

 

Antonio José Gallardo Rodrigo (Víctima del capitalismo)

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres